jueves, 25 de junio de 2020

Mudanzas en jueves


Imagen del blog de Molí del Canyer

Siguiendo la propuesta de Molí del Canyer, mudanzas, mi aportación es esta: 

Era lo mejor, levar  anclas y mudarse  a otra provincia. El coleccionista  había trabajado en su pequeña tienda por más de  veinte años. Había tenido la oportunidad de conocer a bastantes vendedores, la mayoría particulares y casi todos con expectativas excedidas sobre el valor de sus monedas. La numismática  le había permitido conocer a  muchas mujeres que llevaban a tasar las monedas a  escondidas de sus maridos, y a otras que eran solteras, a menudo con mercancía de orígenes oscuros. 

Al  reabrir su tienda, tras el confinamiento, la última mujer soltera que se puso a tiro, quien llevaba una moneda muy valiosa, para pagarse un viaje sola a Cancún, le había resultado tentadora, como la tres anteriores. Su estrategia había sido la misma. Su cuerpo, bien gozado gracias al burundanga,   estuvo unos días en el congelador, como las otras clientas. Había descubierto un lugar, cerca de la playa dels Capellans, más que oportuno para hacerlas desaparecer.  Lola pesaban demasiado, pero logró enterrarla, con la distancia de separación de dos metros entre ellas, y con la mascarilla puesta. Cuando una mujer de unos setenta años preguntó por la moneda que Lola le había pretendido vender, entendió que un día u otro se le tenía que acabar suerte, era hora de hacer el petate y mudarse.

Más relatos jueveros del blog

116 comentarios:

  1. Mudanzas y crímenes, y tu lo manejas muy bien ¿sospecho? o es solo arte literario jeje. Abrazucos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nada de sospechoso, no soy capaz de matar una mosca, bueno, si se dejaran, que son muy pillas, pues sí :-)

      Un abrazo, Ester y por mudanzas menos truculentas

      Eliminar
  2. Vaya un tipo como las hacía desaparecer enterrándolas en la playa, eso si con la distancia reglamentaria y mascarilla y todo.

    Un placer leeete Albada, siempre consigues sorprenderme con tus relatos.

    Besos enormes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En esto tiempos, la mascarilla creo que la llevaban los dos :-). Un mal tipo, eso sí.

      Un abrazo grande. Por un día con buenos ratos

      Eliminar
  3. Menudo relato nos has dejado, desde luego si alguien necesitaba una mudanza ya, era este impresentable, hay que seguirle la pista y detenerle...
    Muy bueno Albada, has puesto intriga en él.
    Abrazos y muy feliz jueves.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese impresentable, pensaba en ese tipo que les ponía coca en al vagina y una de ellas murió, me pareció espeluznante.

      He puesto ganas, eso sí :-) Un abrazo y a por una tarde con sol y lecturas que nos llenen.

      Eliminar
  4. El arte de los relatos lo llevas en el ADN, Albada. Cada día que paso por esta maravillosa morada se ve ese estilo literario tuyo y muy característico. El mensaje es elocuente y un placer leer tus extraordinarias obras.

    Abrazos galaicos y feliz día, amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues muchísimas gracias, gallego amable :-) Me gusta, disfruto, y creo que es eso lo que captas. Son textos cortos, pero intento que tengan sustancia :-)

      Un abrazo y por una tarde bonita, Joaquin.

      Eliminar
  5. como dice Ester espero que solo sea una imaginación desmedida ja... saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que imaginar es gratis, imagino que es eso :-) Un abrazo

      Eliminar
  6. Tanto va el cántaro a la fuente que al final se acaba rompiendo, je,je.
    Es mejor poner pies en polvorosa que acabar en la cárcel, que es donde merecería acabar ese tipo, por asesino y por poncer en riesgo la salud pública, por mucha mascarilla y distancia de seguridad que utilizara.
    Un placer leer un texto tan morboso como este, ja,ja,ja.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá, si fuera realidad, que le pillaran y le cayera cadena perpetua, miro que te digo. Este impresentable imaginado tenía muy mala baba y le había salido bien por tres veces, pero fue mucho a la fuente :-)

      Un abrazo y feliz tarde, con buen humor en lo posible.

      Eliminar
  7. Un poco tétrico, pero no exento de humor, te ha salido el relato.
    Pero genial. como suele ser costumbre en tí.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es negro, muy negro, pero salió así, y me gustó la idea.

      Un abrazo y a por una tarde con psicina cerca, porque está haciendo calor

      Eliminar
  8. Pues si, fue una buena decisión.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tal mal tipo, pies en polvorosa claro. Un abrazo, Rafael

      Eliminar
  9. Hola Albada, hay historias dentro de la historia que me gustan, son inspiradoras. Un relato este que bien podría escribirse con el tiempo de la luz de una vela, despacito, chisporroteando. Feliz día. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, merecería mayor extensión y mayor conocimiento, porque llegar ahí no se hace en dos días, aquí es que acabo escribiendo como que con el temor de excederme en palabras, pero la idea, si te apetece, por supuesto, puedes usarla, no lo dudes.

      Un abrazo y feliz jueves

      Eliminar
  10. ¡Menudo relato! Se ponen los pelos de punta. No quisiera tenerle de vecino ¡aquí que no venga!. Muy bueno el relato.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sería terrorífico, porque el tipo, como las drogaba,no creo que gritasen mucho. Para no tenerle por vecino, está claro :-)

      Muchas gracias, Rita. Un abrazo y feliz tarde

      Eliminar
  11. Qué ralato tan oscuro y qué historia terrible. No lo digo como algo negativo, simplemente es que no contaba con una historia de este género. Pero está escrita fenomenal, para provocar los escalofríos que me ha dado.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Había muchas opciones, de mudanzas quiero decir, y me he mudado..no sé si han sido ocho veces, así que entiendo un poco :-), pero me ha dado por alejarme de las mudanzas normales. Queda un poco inquietante, pero disfruté escribiendo.

      Un abrazo, Dorotea. Por una tarde sin miedos

      Eliminar
  12. Me ha gustado como parece un relato en una época antigua, pero luego metes las mascarillas y lo traes a nuestro momento actual, me parece genial
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy de hoy en día, a pesar de que la imagen aportada hace rememorar mudanzas o exilios muy completos y de antaño, es verdad.

      Un abrazo y muchas gracias

      Eliminar
  13. Hola, Albada. Este relato es tan oscuro como hermoso...ojalá lo convirtieras en un cuento fantástico de mayor extensión. Me ha encantado la idea tan ocurrente, las monedas, esas mujeres.
    Ah, quiero agradecerte que comentaras en mi blog, es que no supe ver que necesitaba aprobar los comentarios. Ahora ya son visibles.
    Gracias y un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Podría alargarse, porque me obligo a reducir, dejando lo primordial, creo. Sí, con las monedas y la manera de intentar venderlas, y esa mujeres solas...se podría hacer algo de mayor calado. Seguramente es así.

      Un gusto haber pasado por tu blog. Un abrazo y por una tarde bonita y con gratos momentos.

      Eliminar
  14. Jaja, la imagen. Recordé la película del Titanic, cuando apenas van llegando a embarcar. Retrataron ahí a la perfección lo que pasaba en la realidad: traían los carritos de entonces casi pujando, con las montañas de cosas encima.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues es verdad, nos remonta a tiempos pretéritos, con esa imagen en blanco y negro. Pobres caballos, tiraban pesos inmensos.

      Por las mudanzas, en carros o en camiones. Un abrazo

      Eliminar
  15. Si la sra. de 70 años es una, detective, ya tienes el comienzo de una novela digna de Agatha Christie. Me he quedado con gsnas de más.

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues imaginé que era la madre de su mujer desaparecida, pero estaría bien que fuera una inspectora veterana, por qué no.

      Un abrazo, y a por una tarde con placidez, sin crímenes.

      Eliminar
  16. El burundanga no me parece aconsejable con la señora de 70 años, sí, mejor que se mude, jajajja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jaja, seguro, pobrecita. La imaginé como madre:-)

      Un beso

      Eliminar
  17. ¡Otro que esconde un buen motivo para mudarse!
    El hecho de que aquella señora se acercara preguntándole... ¿Cómo sabía que él tenía la moneda?, ¿era el más reputado numismático de todo alrededor? ¿acaso no era tan mayor la señora? Ahí has dejado una puerta abierta a la imaginación...
    Un beso, Albada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Podría ser la madre de la mujer, quien, tal vez supiera que la joven tenía esa moneda, seguramente por asuntos de herencias, todo es un suponer :-)Con veinte años, en una esquina cercana al balcón de Mediterráneo..era conocido y valorado, claro. :-)

      Un abrazo y a hacer de detectives aficionados.

      Eliminar
  18. Es importante atenerse a las normas, manteniedo distancias y con la mascarilla puesta.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin ese detalle, quedaba muy serio ¿eh? :-)

      Un beso, Alfred

      Eliminar
  19. Será tétrico, pero desde luego por bueno y original nadie dejará de apludirte.
    Que pases buen día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es más posible de lo que pensamos, no creas, pero es ficción, claro.

      Muchas gracias. Un abrazo y por mudanzas que sean para bien siempre, no huyendo.

      Eliminar
  20. Ya ves, no le queda otra que mudarse, y mas si la inteligente señora lo anda investigando. Lo de la mascarilla me ha hecho reír, y si en estos tiempos hay que renovarse.

    Un abrazo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tendrá que mudarse, y por mí, olvidarse de hacer nuevas amistades femeninas :-). Esos apuntes del final eran para quitar hierro a lo horripilante :-)

      Un abrazo y feliz día

      Eliminar
  21. Me estoy poniendo al corriente, me encanta leerte como siempre... me gusta como añadiste el toque de distancia y mascarilla jaja, un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tranquilidad, ve leyendo de poco a poco . Me alegro que te gustara.

      Un abrazo, y por un viernes bonito para ti

      Eliminar
  22. Siempre llega ese momento, ese aviso que levanta sospechas... Me ha gustado mucho, Albada, ese lado macabro que a mí me encanta. Te felicito.

    Mil besitos con cariño ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Era la cuarta vez, as´que tocaba cambiar de lugar, claro :-).

      Un abrazo, y vamos a por un finde estupendo

      Eliminar
  23. Hola Albada.. Claro esta que el pájaro tenía que mudarse, bueno la última cerca de la Platja dels Capellans en Tarragona, es un buen sitio para el descanso eterno... Una buena y espeluznante relato.
    Un abrazo..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuatro pinos frente al mar, qué mejor lugar para el descanso eterno, es verdad. :-),

      Muchas gracias, Llorenç. Un abrazo

      Eliminar
  24. Tu relato me recuerda al asesino en serie que hubo durante la pandemia... me ha encantado como lo has traído al presente!
    Me encantó Alba.
    Abracitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que ese loco, peligroso, les suponía coca en la vagina, el mío era un poquito diferente, tal vez igual de bestia, o más. ;-)

      Muchas gracias. Un abrazo y por un finde sin crónica negra.

      Eliminar
  25. Madre mía! Qué buen relato.... me gustó muchísimo, porque tu parte más "novela negra" es buenísima. He disfrutado mucho de tu relato!
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo esa vena gore al escribir, es verdad. Más de ironía que de sadismo, no creas :-).

      Un abrazo y que disfrutes de un viernes sensacional

      Eliminar
  26. Siempre he sospechado de esos que se la pasan viajando de acá para allá sin hacer raices jejee. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este llevaba veinte años, tampoco era un trotamundos ¿eh? :-)

      Un abrazo y vamos a que el finde nos deje descansar las neuronas.

      Eliminar
  27. Vamos que cumplía impecablemente con todas las medidas de seguridad, nada que hiciera sospechar de sus turbias andanzas las cuales sabia tapar con sus mudanzas. Muy bueno, gracias por participar. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En estos tiempos, cumpliendo la normativa de distancia social, no vaya a ser multado por no llevar mascarilla mientras enterraba a su víctima :-), el civismo ante todo.

      Un abrazo y gracias a ti, anfitriona, la idea es muy buena.

      Eliminar
  28. Y, curiosamente, en sus quehaceres habituales son de lo más ordenados y metódicos; este, hasta cumplió las medidas de seguridad…
    Tan real que da escalofríos…

    Muy bueno, querida amiga.
    Siempre un placer leerte. Tus relatos nunca dejan indiferente.

    Abrazo grande, y feliz noche 💙

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son psicópatas son muy ordenados, metódicos y pueden solitarios. El mío, fuera de esos asesinatos, era un buen tipo :-)

      Me alegro que te gustara. Un abrazo y vamos a por un viernes agradable

      Eliminar
  29. mira que si se descongelan, cobran vida y logran desenterrarse... escarbar en la arena de la playa es más fácil que mover la losa de una tumba. ;) me he acordado del relato 'entierro prematuro' de edgar allan poe.
    la palabra 'numismática', refería al estudio y coleccionismo de monedas antiguas, la aprendí de pequeño en una historieta de mortadelo y filemón, por increíble que parezca.
    abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pue sí, tras el congelador, estaría para alucinar que resucitaran, así, cerca del mar. Es que Mortadelo y Filemón nos enseñaron muchas cosas, palabras y actividades incluídas, ya lo creo.

      Un abrazo, Chema, disfruta del finde

      Eliminar
  30. La que has liado en un momentico... 😉

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es ponerse, en cinco minutos...y hale, tenemos un asesino en serie, :-).

      Un abrazo grande, Laura

      Eliminar
  31. Boa noite passamos por muitas mudanças.

    ResponderEliminar
  32. Dinero, burundanga, y el virus de por medio, no podía ser bueno el panorama, mejor la mudanza.

    Un beso dulce.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te digo, le tocaba cambiar de aires. A poder ser, de actividades delictivas :-)

      Un abrazo, Dulce. Felzi finde

      Eliminar
  33. Me encanta cuando te pones macabra, jajaja. Muy bueno el relato. Sí, mejor "mudarse" a tiempo o acabarían mudándolo a una celda de por vida.

    Un abrazo grande

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando me pongo, lo hago a los bestia :-). Me pareció plausible mudarse por delinquir y estar a punto de ser detenido :-).

      Un abrazo, Alis. Vamos a por un finde guapo

      Eliminar
  34. En ese tipo de situaciones mejor es no echar raíces
    Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exageré con lo de vente años. No creo que sea bueno quedarse en el lugar si uno enterró ya un cadáver :-).

      Un abrazo, y por un viernes grato para ti.

      Eliminar
  35. Un relato muy al dia, enterradas con el debido distanciamiento y mascarilla..... Lindo leerte amiga, saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy contemporáneo, es verdad. El civismo ante todo :-)

      Un abrazo, Sandra. Por un bonito finde

      Eliminar
  36. Creo que el confinamiento ha dado una literatura de este tipo, indiscreta, acechante...creo que en algún momento todos nos hemos fijado en ese vecino que podría ser...o que parece que...o que para qué sale a deshoras...y me encanta que sea numismático, un trabajo tranquilo, sereno pero en el que hay que ser meticuloso...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues te doy la razón, nos hemos vuelto un poco curiosos tras las ventanas. El oficio me pareció muy buena para la personalidad de mi protagonista. Muchas gracias

      Un abrazo y por un feliz viernes

      Eliminar
  37. Mudanzas, maletas, medias, monedas, muertes, mascarillas...
    Buen finde.
    Manuel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maletas inquietantes, si uno se pone a pensar, no creas, sobre todo si hay monedas valiosas por medio :-)

      Un abrazo y feliz finde

      Eliminar
  38. ¡Hola, Albada!
    Bonito y excelente post. Nada como ser precavido y mudarse a tiempo.
    Cuídate mucho.
    Un fuerte abrazo. 🌷😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hay que agotar la suerte, qué verdad. Te ciudas, que ese virus sigue activo.

      Un abrazo y a por un finde estupendo

      Eliminar
  39. Respuestas
    1. Bueno, intenté que tuviera una cierta inquietud :-)

      Un abrazo, Amapola

      Eliminar
  40. Uff!!! hasta me trasmitió miedo al leerlo...

    Buen relato .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Era un poco mi intención. :-). Gracias, Chelo.

      Un abrazo.

      Eliminar
  41. Así es mejor volver a mudarse, sí. :)

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente, o mudarse, o pagar por los delitos :-)

      Un abrazo

      Eliminar
  42. Qué siniestro!!!! Mejor que se mude para ver si así deja a lguien vivo, menos mal que por lo menos complía las normas de la mascarilla y la distancia. Seguramente será fácil dar con él siguiendo esa pista en un lugar que nadie cumple esas normas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jaja, capaz que en toda Tarragona sólo lleva las mascarilla el tipo :-).Será Fácil seguirle pista, ya lo creo :-)

      Un abrazo, Tracy.

      Eliminar
  43. Uy... era un asesino sin prejuicios. Mataba por matar y luego sin remordimiento volaba a otro lugar.

    Buena historia, saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mataba por hobby, como quien colecciona monedas, o sellos :-)

      Un abrazo y a por un bonito sábado

      Eliminar
  44. Que personaje tan peligroso.
    Y dispuesto a seguir con sus métodos.
    Muy bien contado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mal gente, un tipo con instintos depredadores nefastos.

      Un abrazo y muchas gracias.

      Eliminar
  45. Qué buen relato, has sabido conjugar la propuesta con la actualidad y un final totalmente inesperado. También soy numismático, aunque llevo años sin comprar nada, pero ya me cuidaré de intentar vender una sola de mis monedas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que te gustara. Yo no colecciono, pero a veces he comprado, y ahora me encuentro con bastantes, ninguna valiosa, por supuesto.

      Un abrazo y a por un sábado estupendo

      Eliminar
  46. Nunca se te acaba la imaginación ni8 a mi la intriga. En breves palabras me coges de la mano y me paseas por tu mundo interior con una facilidad pasmosa...y lo haces muy a menudo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero no confundir imaginación con realidad :-). Me alegro que te guste, porque, al final es la gracia de escribir.

      Muchas gracias, Buscador. Un abrazo grande

      Eliminar
  47. que relato tan interesante, la verdad es qe me ha mantenido intrigada

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un poquito de intriga sí que quise poner, por supuesto :-)

      Un abrazo

      Eliminar

  48. Algunos coleccionistas son capaces de lo que sea por conseguir una pieza nueva, y cuando ya la tienen pierden el interés.
    Y como buen psicópata, este personaje tuyo es metódico y respetuoso con las normas. Un detalle que vuelve el relato más escalofriante aún.

    Un abrazo y feliz finde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro, han de ser metódicos, pero hay monedas, o sellos, o cuadros, que les vale la pena. Por esos objetos hacen cualquier cosa, a veces, literalmente, cualquier cosas.

      Muchas gracias, Ángeles

      Eliminar
  49. Las mudanzas son siempre una pesadilla, así que no quiero imaginarme la de un coleccionista.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son una pesadilla total, ya lo creo, aquí casi un obligada pesadilla.

      Un abrazo y bonito día

      Eliminar
  50. Ah! Qué bueno! La mudanza es lo más prudente para evitar ser descubierto. Se ve que es muy meticuloso con el cumplimiento de las normas de seguridad y hasta en el enterramiento las cumple. Lástima que sus víctimas no estén en disposición de agradecerle su empeño.

    Muy bueno y sorprendente en su final.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pretendí intriga y cierto humor. Me alegra que te haya gustado.

      Un abrazo y por un día genial para ti

      Eliminar
  51. Los coleccionistas, siempre cargando el estigma de ser medios raros jaja

    Otro abrazo, Albada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que suelen serlo, la verdad :-)

      Un abrazo y a por un domingo bonito

      Eliminar
  52. Hola guapa , no me extraña que tuviese que mudarse , ya que cada vez que ligaba a "Chati" que conocía , a chati que se cargaba y nada menos que con burundanga , gracias
    a ti hoy conozco una palabra nueva "La numismática " no sabía lo que era la busque en google , te deseo una feliz noche y mejor semana , besos de flor.
    Me a gustado mucho tu relato , eres una buena narradora de micros , más besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Más que mudanza era una huida. Muchas gracias, Flor.

      Un abrazo y por una semana tranquila y bonita para ti

      Eliminar
  53. Bien contado creando tensión, para un final que uno nunca se espera. Vaya numismático y su secreta morbilidad. Me encantó (parte de tu buen humor) eso, de que no le quitaba las mascarillas, y las enterraba conservando la distancia. Un abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro que te gustase, y sí, un punto de humor me parecía compensar la morbosidad del tipo :-)

      Muchas gracias. Un abrazo.

      Eliminar
  54. Un cuento interesante y con un buen humor ácido

    Me gusta

    Paz

    Isaac

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me algo que te haya gustado, Isaac.

      Un abrazo y vamos a por una semana bona

      Eliminar
  55. Boa tarde meu querido amigo. Boa segunda-feira.

    ResponderEliminar
  56. Que buena imaginación, tienes
    mi amiga, aunque las mudanzas
    no me gustan pero a veces son
    muy necesarias.

    Besitos dulces
    Siby

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En este caso era urgente. Muchas gracias. Un abrazo, Siby

      Eliminar
  57. Paso a dejar mi huella en tu blog y desearte un hermoso mes fe Julio.

    ResponderEliminar
  58. Tal parece que nadie es consciente de lo que tiene hasta que hay una mudanza.
    Un abrazo grande para ti con tu baúl de historias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uf, es que no sabemos lo que guardamos hasta que hemos de meterlo en cajas, para mudarnos, qué verdad.

      Un abrazo, Guillermo

      Eliminar

Ponen un gramo de humanidad a este lado de la pantallita blanca. Por eso, son siempre bienvenidos. Gracias por leer.